Ante la crisis sanitaria y el aislamiento social que vivimos desde nuestros hogares, hemos estado explorando o descubriendo una variedad de actividades que nos mantienen distraídos de la situación. Ante esto, es normal que algo no salga como lo planeamos y tengamos pequeños accidentes en nuestro hogar y nuestra piel resulte afectada, ya que, al ser nuestro órgano más grande y expuesto, requiere de un cuidado especial.

Seguramente tu amigo, el que no sabe cocinar, ya se quemó haciendo la nueva receta que vio en un video en redes sociales, tu amiga fitness subió a su azotea en un día muy soleado para hacer ejercicio y se le olvidó ponerse bloqueador, alguno de tus primos se cayó corriendo con su mascota en el departamento, casa o en el jardín y se raspó. Incluso, es probable que hayas notado que el uso aumentado de químicos para limpiar y desinfectar diferentes objetos y superficies, han dañado y causado algún tipo de irritación en tu piel.

El estar tanto tiempo en casa ha cambiado nuestros hábitos y ahora nuestra piel también ha cambiado sus necesidades. Ya no nos preocupa lo que la contaminación o el exponernos a los rayos solares por un tiempo prolongado puedan hacerle a nuestra piel. Lo que hoy nos preocupa es mantener limpio y desinfectado lo que nos rodea y nuestras manos, y esto puede destruir los principales componentes de la barrera que protege a nuestra piel.

Para abordar estas nuevas necesidades, debemos planear una nueva rutina para nuestra piel, en la que es importante contar con productos que hidraten y nutran con componentes específicos, como vitamina A y vitamina C que funcionan como antioxidantes que protegen la piel del estrés oxidativo y los daños causados por rayos UV.[1],[2] Es muy importante recordar manteneros hidratados y humectar nuestra piel, de igual manera, debemos contar con una crema que nos ayude a sanar lo que nuestras nuevas actividades de quarentena nos puedan provocar.

Es importante recordar que cuando alguna de estas situaciones ocurra, debes consultar a tu médico para asegurar que cualquier alteración de la piel no requiera de atención más especializada. De lo contrario, seguramente te recomendarán que te limpies el área afectada y, aunque normalmente nuestra piel tiene una capacidad regeneradora impresionante, en ocasiones es necesario aplicar tratamientos tópicos para darle ese cuidado extra.

Existen varias cremas tópicas con medicamento que no requieren receta médica, como Quadriloid®, lo que significa que las puedes adquirir en cualquier farmacia de tu preferencia. Además, gracias a los diferentes componentes tiene distintas funciones, por ejemplo, la hidrocortisona te ayudará a evitar la inflamación y picazón, la neomicina y clotrimazol combate las infecciones y los hongos de cualquier alteración de la piel que llegues a presentar como quemaduras, piquetes de insectos, diferentes tipos de dermatitis y eczemas, entre otras, y la lidocaína te ayudará a aliviar el dolor.[3]

Hagamos del confinamiento el momento perfecto para dedicar tiempo al cuidado de nuestra piel, para mantenerla hidratada y sin lesiones con el fin de poder lucirla más bonita que nunca cuando podamos salir a la calle de nuevo.

[1] https://www.mayoclinic.org/es-es/drugs-supplements-vitamin-a/art-20365945

https://www.mayoclinic.org/es-es/drugs-supplements-vitamin-c/art-20363932

https://liomont.com.mx/wp-content/uploads/2019/10/IPP-R_Quadriloid-V1-1.pdf


Deja una respuesta